Camioneros mantienen bloqueadas 23 carreteras en Brasil

La huelga que comenzó el lunes y se extenderá hasta mañana a media noche afecta a 27 estados del país. Reclaman eliminación de los peajes, reducción de los precios del diesel y mayores inversiones en carreteras

camiones

Los sindicatos de camioneros se sumaron este lunes a las protestas que desde el pasado 10 de junio han tomado las calles del país para presentar sus propias demandas, que van desde una eliminación de los peajes hasta un reducción de los precios del diesel y mayores inversiones en las carreteras y autovías.

Según un balance difundido por la policía de carreteras, diversas vías permanecían hoy bloqueadas por camiones en los estados de San Pablo, Minas Gerais, Río de Janeiro, Bahía, Espíritu Santo, Santa Catarina, Río Grande do Sul, Mato Grosso y Paraná.

Una de las situaciones más tensas, según medios locales, se mantenía en el estado de Sao Paulo, en la carretera que conduce al puerto de Santos, que es el principal terminal de Brasil y por el que circula cerca del 35 % del comercio exterior del país.

La noche del lunes, los huelguistas que mantienen bloqueada esa carretera protagonizaron algunos incidentes e incendiaron neumáticos para impedir el paso de camioneros que no han adherido a la huelga.

camiones2

La manifestación fue convocada por el Movimiento Unión Brasil Camionero (MUBC), uno de los sindicatos del sector, que se sumó así a las protestas que desde hace tres semanas estremecen a Brasil.

El MUBC instó a sus afiliados a “mantener la protesta” hasta el próximo jueves.

“Serán 72 horas de movilización”, por lo que “recomendamos a todos a no programar viajes para ese período, de manera de reducir el número de vehículos de carga en las carreteras, pero sin causar trastornos a los ciudadanos”, indicó el MUBC.

El comunicado instó a los afiliados a ese sindicato a “dar un apoyo inmediato a las manifestaciones populares que se registran en el país” y a “exigir al Gobierno que mejore la situación del transporte de cargas en el país”.

El MUBC exige “subsidios para el diesel, para abaratar los precios de los alimentos y todos los productos“; la eliminación de los peajes para los camioneros y una fiscalización mayor de los conductores que trabajan sin las debidas licencias.

Asimismo, reclama que se cumplan las promesas de inversiones en las carreteras que el Gobierno ha hecho en la última década.

A pesar de diversos anuncios de mejorías e inversiones, los sindicatos y la patronal Confederación Nacional del Transporte (CNT) sostienen que la mayor parte de las carreteras del país se encuentra en pésimo estado.

De acuerdo a un informe divulgado a fines del año pasado por la CNT, alrededor del 63 % de las carreteras pavimentadas del país se encuentra en una “situación regular, ruin o pésima”.

El informe consideró que sólo el 27,4 % de las carreteras está en “buen estado” y calificó de “excelente” a un escaso 9,9 %.

Fuente: EFE

 

Deja tu comentario