Crisis fronteriza: 20.000 colombianos están afectados por el conflicto con Venezuela

El balance del Alto Comisionado de la ONU para los Derechos Humanos indicó que casi 1.500 fueron deportados y más de 18.600 retornaron a su país por temor a ser expulsados.

0013231037

Unos 20.000 colombianos se han visto afectados por la actual crisis fronteriza con Venezuela, entre los que se cuentan 1.467 deportados y más de 18.000 que han huido por temor a ser expulsados, según estimaciones de la ONU divulgadas este martes en Colombia.

“La cifra de colombianos deportados desde Venezuela, a través de (los departamentos fronterizos de) Norte de Santander, Arauca, La Guajira y Vichada, alcanza los 1.467, al 7 de septiembre”, según un informe divulgado por la Oficina en Colombia del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos.

Además, el organismo detalló que “se estima que 18.619 personas han retornado al país a través de estos cuatro departamentos” porque se “han visto forzadas a retornar por su cuenta, por las condiciones actuales y el temor a ser deportadas”, lo que daría un total de 20.086 damnificados.

De los afectados, que en su mayoría han llegado a la ciudad de Cúcuta, en Norte de Santander, 14.321 han sido incluidos en el oficial Registro Único de Damnificados, precisó la ONU.

La crisis bilateral estalló el 19 de agosto, cuando el mandatario venezolano, Nicolás Maduro, decretó el cierre de una parte de la frontera tras un ataque a militares venezolanos durante una operación anticontrabando, que el mandatario atribuyó a “paramilitares colombianos“.

Pero la tensión aumentó hace unos diez días, cuando ambos países llamaron a consultas a sus embajadores en medio de denuncias de violaciones de los derechos humanos de los afectados.

En un nuevo episodio de la crisis, Maduro ordenó en la noche de este lunes el cierre de otro paso de la frontera con Colombia, en el extremo limítrofe norte entre ambos países, y el despliegue de3.000 efectivos militares en esa zona.

Colombia y Venezuela comparten una porosa frontera de 2.219 km, en la que denuncian la actividad de grupos irregulares que lucran con el contrabando de combustible y otros productos altamente subsidiados por el gobierno venezolano.

 

Deja tu comentario