Más de 40 países están en contra del fraude Constituyente

En las últimas semanas, el pueblo de Venezuela que opone al régimen de Nicolás Maduro y su convocatoria a una Asamblea Nacional Constituyente, ha recibido el apoyo de más de 40 países. Runrun.es

Desde la consulta popular que llevó a cabo la Asamblea Nacional opositora en Venezuela, acompañada de sectores de la sociedad civil, en que 7.6 millones de venezolanos declararon no estar de acuerdo con los cambios a la Carta Magna, países de todos los continentes han hecho claro su apoyo hacia la oposición que quiere rescatar la democracia.

Estados Unidos, México, Colombia, Puerto Rico, Brasil, Argentina, México, Panamá, Alemania, España, Noruega, Suiza, Canadá, Paraguay, la Unión Europea y Mercosur instaron a Nicolás Maduro a suspender la Asamblea Nacional Constituyente los días siguientes a la consulta popular hace dos semanas y hasta este domingo 30, período en que varios países de todas las latitudes del globo terráqueo se sumaron a las reiterativas advertencias sobre el delicado proceso.

Afirmando que se ponía en riesgo la democracia, se profundizaría la crisis, que se podría acelerar la espiral de violencia, aumentar la polarización política, entre otros peligros, presidentes y cancilleres volvieron a su advertencia, rechazo y condena al proceso que la oposición califica como “fraude”.

Nueve países y el Parlamento Europeo desconocen ANC
Una docena de países ha declarado en las últimas horas que desconocerían los resultados de la Asamblea Constituyente, cuyos candidatos son en su totalidad oficialistas.

De acuerdo al abogado especialista en derecho internacional Mariano de Alba, el “desconocimiento internacional a la constituyente significa que cualquier autoridad o decisión que de ella emane no será reconocida”.

Colombia fue el primer país que avisó no reconocería los resultados de la ANC. México, Panamá, Perú, Brasil, Estados Unidos, Argentina, Costa Rica, España, y el Parlamento Europeo tomaron la misma decisión.

Las sanciones que se avecinan
La Casa Blanca expresó, desde hace semanas, que sancionaría a Venezuela económicamente si el Gobierno de Maduro llevaba a cabo la Asamblea Constituyente. El senador de Florida, Marco Rubio, exhortó al presidente americano Donald Trump que debía aplicar las sanciones necesarias, las cuales “no harán daño al pueblo venezolano, y privarán al régimen de recursos que necesita para permanecer en el poder”.

El Departamento de Estado de Estados Unidos sancionó a 13 funcionarios del régimen de Maduro por violar derechos humanos y ser acusados por corrupción. Tanto México como Colombia dijeron que sancionarían de la misma forma a los funcionarios.

Expertos en materia internacional predicen que, de EEUU sancionar económicamente a Venezuela -probablemente a través de su petróleo- es probable que países compradores y grandes bloques económicos podrían unirse a las sanciones.

Además, el Mercosur estaría considerando fuertemente en expulsar a Venezuela.

Deja tu comentario