México: 57 estudiantes desaparecidos luego de enfrentarse con la policía

mexico-estudiantes-desaparecidosAutoridades estatales iniciaron un operativo de búsqueda de 57 estudiantes reportados como desaparecidos en el sureño estado mexicano de Guerrero, luego de diversos hechos violentos en los que algunos de sus compañeros murieron y en los que estarían involucrados policías locales.

El procurador de Justicia de Guerrero, Iñaky Blanco, dijo el lunes a la prensa que autoridades estatales y militares buscan a los estudiantes de la Normal Superior de Ayotzinapa, donde se forman maestros de educación básica.

El funcionario señaló que al menos seis personas murieron y 25 más resultaron lesionadas en diversos ataques en las inmediaciones de la municipalidad de Iguala, a unos 200 kilómetros al sur de la capital del país, y en algunos de esos hechos han estado involucrados policías de esa localidad.

Blanco señaló que 22 policías de Iguala permanecen detenidos y aunque dijo que los agentes niegan cualquier responsabilidad, algunos estudiantes han identificado a varios de ellos.

Tanto policías locales como desconocidos armados habrían participado en varios ataques contra civiles durante la noche del viernes y la madrugada del sábado.

Entre las personas atacadas estuvieron estudiantes de la Normal de Ayotzinapa -conocidos en México por su activismo y por organizar acciones radicales-, que se habían trasladado a Iguala para apoderarse de tres autobuses y utilizarlos en sus protestas. En otro ataque, hombres encapuchados dispararon a un autobús en el que viajaba un equipo de fútbol de tercera división, Los Avispones de Chilpancingo, además de dos taxis públicos.

Tres de los fallecidos fueron identificados como estudiantes y los otros tres eran personas que viajaban en el autobús del equipo de fútbol, incluido un futbolista menor de edad.

Estudiantes realizaron el lunes una marcha en protesta por los ataques en Chilpancingo, capital de Guerrero. Varios, con los rostros cubiertos, llegaron hasta las instalaciones del Congreso estatal, donde lanzaron piedras y rompieron vidrios de la fachada.

El sábado, los 280 miembros de la policía local de Iguala fueron retenidos en instalaciones municipales para tomarles declaración y fue en la madrugada del domingo cuando se decidió detener a la veintena de presuntos implicados.

La violencia es una constante en el estado de Guerrero, una región muy pobre, de gran activismo social y que se disputan varios cárteles de la droga.

Deja tu comentario